Inicio > Artículos, Fuentes de alimentación > Eligiendo una Fuente de Alimentación

Eligiendo una Fuente de Alimentación

Si me dieran un euro por cada vez que he visto una fuente de alimentación “llevarse por delante” un ordenador entero (sí, por desgracia alguna vez he tenido la “suerte” de vivirlo en mi propio equipo)… Es la típica pieza que mucha gente con poca experiencia suele pasar por alto a la hora de hacer el presupuesto, cogiendo simplemente una que tenga “buena pinta” y “muchos watios”. Personalmente, encuentro que es una temeridad gastarse 400€ (por decir una cantidad) en una tarjeta gráfica nueva y luego ir racaneando con la fuente, pues de su buen funcionamiento depende la estabilidad de nuestro equipo y la longevidad que pueda alcanzar nuestro hardware.

¿Qué es una fuente de alimentación?

Corriente Alterna
Image via Wikipedia

Sin entrar en detalles técnicos, una fuente de alimentación es básicamente un grupo de transformadores que transforman (valga la redundancia) la corriente alterna que circula por la instalación eléctrica de nuestra vivienda (en el caso español a 220v y 50Hz) en corriente continua a diferentes niveles de tensión (+5v, +3.3v y sobretodo +12v serían las más importantes), que es la que utiliza internamente el ordenador. A dichas líneas de corriente continua se conectan varios cables que se agrupan de diferente manera y terminan en diferentes conectores dependiendo de a qué dispositivo se quiera “alimentar”.

¿Por qué es importante que sea buena?

Ya que absolutamente todo (incluida la propia información) dentro del ordenador funciona con la corriente proporcionada por este elemento, creo que resulta evidente lo “caro” que puede salir un fallo en esta pieza y es que, como ya se ha dicho, la elección de una buena fuente es importantísima para ahorrarnos problemas de estabilidad y fiabilidad. Muchos ordenadores que se “cuelgan” es por culpa de una fuente de alimentación insuficiente, mal diseñada o en mal estado. Otros síntomas pueden ser reinicios esporádicos, fallos gráficos, corrupción de datos… Además, una fuente de alimentación de calidad normalmente funcionará de manera más silenciosa y a menor temperatura. Y además de soportar más dispositivos de manera más holgada, los hará funciona con una mayor eficiencia energética, por lo que ahorraremos en consumo eléctrico.

¿Cómo saber si una fuente de alimentación es de calidad?

Bien, lo principal es que la tensión de salida sea lo más precisa posible. Es decir, que la línea de 12v dé 12v y no 12.5v o 11.5v. Esto en un principio es algo “sencillo” que cumple hasta la fuente de alimentación más cutre…  …mientras le exijamos poco… …pero a medida que les enchufamos más dispositivos y se empiezan a calentar más, la lectura de dichos valores se separa cada vez más del que en teoría tendría que tener. Este fenómeno será a penas insignificante en las mejores fuentes del mercado, mientras que en las “barateras” puede llegar a caer la tensión hasta casi 1v. Estas caidas de tensión pueden ser culpables de cuelgues si el hardware instalado requiere más corriente de la que la fuente puede buenamente dar, particularmente al hacer uso extensivo de gráfica y CPU. Si tu ordenador se cuelga cuando juegas a algún juego muy exigente, al pasar una zona con muchos enemigos, etc, desconfía de la fuente de alimentación.

Corsair CMPSU-620HX image. First embedded on h...
Image via Wikipedia

También es importante que la tensión de salida sea lo más estable en el tiempo posible. Aunque sea bastante precisa independientemente de la carga que le pongamos, si “baila” entre, por ejemplo 5.03v y 5.09v, muy a menudo y con cambios muy bruscos tampoco es bueno. Nuevamente a mayor carga y temperatura de operación peor será este parámetro.

Por último, la eficiencia energética también es importante y no solo por ser ecológicos, si no también por ahorrar consumo eléctrico y reducir un poco la temperatura interna del ordenador. Ésta es una relación entre la energía proporcionada por la fuente y la energía consumida para transformarla. Hoy en día, las mejores fuentes de alimentación consiguen eficiencias medias del 87%, incluso más. Este dato quiere decir que por cada 100W consumidos, 87 han ido realmente al ordenador, los otros 13 se han disipado en forma de calor. Este valor, de nuevo, también empeora a medida que aumenta la carga y la temperatura de los componentes.

Así pues, suele ser mejor una fuente más eficiente de menor potencia que una menos eficiente más potente. Veamos un ejemplo,

Pongamos por caso un ordenador, más o menos potente, que en su conjunto (placa base + procesador + memoria + gráfica + discos duros) consume en los momentos de mayor exigencia hasta 500W. Si usamos una fuente de alimentación con una eficiencia, a la temperatura que va a tener que funcionar, del 85%… 500/0.85 ~= 588W -> Nos bastaría con una fuente de alimentación de 600W y “solo” se disiparían 88W en forma de calor. En cambio si montamos una fuente de alimentación de peor calidad, supongamos que con una eficiencia del 70% a la misma temperatura… 500/0.7 ~= 714W -> No nos bastaría una fuente de 700W, y se disiparían 214W en forma de calor… bueno, al menos en invierno será una bonita estufa.

Las mejores reviews de fuentes de alimentación que conozco son las de JonnyGuru, echadles un ojo porque están geniales. Completísimas y unas fotos muy “a fondo” también. De todas formas os dejo una lista con las mejor valoradas por esta página, para que no tengáis que ir review por review:

  • Antec Signature 650W
  • Antec CP-850 850W
  • Antec TruePower Quattro 850W
  • Corsair VX450 450W
  • Corsair VX550 550W
  • Corsair HX850 850W
  • Enermax Revolution 85+ 1050W
  • Enermax Galaxy Evo 1250W
  • Silverstone Element ST50EF-PLUS 500W
  • Silverstone ST1500 1500W
  • Ultra X3 1000W
  • XFX FPS Black Edition 750W
  • XFX 850W Black Edition

Evidentemente, existen muchas otras opciones igualmente válidas, pero estas de aquí son lo mejor de lo mejor, la crême de la crême. Por ejemplo la gama TX de Corsair (recomendadísimas las fuentes de esta marca) es algo más barata que las gamas VX y HX y, aunque los componentes son de peor calidad, siguen siendo fuentes buenísimas. Aunque para cualquier cosa que precise más de 600W, teniendo la Antec CP-850 a semejante precio (unos 130€), que rinde igual o mejor que una Signature, yo no me lo pensaba. Otra marca mítica de fuentes de alimentación es Seasonic, pero aunque casi todo lo que fabrican es excelente, se “columpian” bastante con los precios, por eso no aparece ningún modelo suyo en la lista.

En fin, espero haber aclarado algo y que la próxima vez que compréis un ordenador le prestéis a la fuente de alimentación la atención que se merece y deje de ser la gran olvidada del presupuesto.

Un saludo.

Edit

Añado este enlace [Techtree.com] a un artículo bastante bueno (en inglés, eso sí) dónde se habla de este asunto un poco más a fondo.

  1. Aún no hay comentarios.
  1. 21 julio, 2010 a las 4:42 pm
  2. 1 diciembre, 2010 a las 9:38 pm

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: